Martes , 13 noviembre 2018
Es Noticia

Desde el más allá Stephen Hawking sigue acaparando titulares

stephen_hawking_464x261_afpEl genial físico británico Stephen Hawking (8 de enero 1042–14 de marzo 2018), físico teórico, astrofísico, cosmólogo y divulgador científico británico, celebridad mundial por sus conocimientos, trabajos investigativos, aportes científicos y fuerza de voluntad puesta a prueba durante toda su existencia, continúa dando quehacer desde el más allá, después de su deceso a los 76 años de edad.

Expertos en diversas materias que ocuparon la atención de Hawking, al igual que literatos y periodistas comentan el legado más reciente de este ser humano cuyas imágenes en su silla de rueda súper especial dieron la vuelta al mundo y continúan causando admiración.

Y es que este hombre fuera de serie no se limitó a abordar temas de física en sus diversas especializaciones, sino que fue mucho más allá al inmiscuirse en asuntos tan traídos  y llevados a través de los tiempos  como los de  la teología y la física, las posibilidades de sobrevivencia de la especie humana en un planeta en decadencia, los peligros de la tecnología y muchas otras angustias que atenazan a sabios y neófitos terrestres.

En su libro  “Brief Answers to the Big Questions” (Breves respuestas a las grandes preguntas), recientemente publicado en el Reino Unido,  Stephen Hawking nos recuerda en su obra póstuma  que las interrogantes eternas deben ser escudriñadas, porque el ser humano quiere y necesita saber si en realidad existe un dios, si el hombre sobrevivirá a la Tierra o si se verá superado por la inteligencia artificial.

Analistas nos recuerdan que el autor, además de un profundo conocedor de las materias que aborda, rebasa el análisis científico al entregar una prosa salpicada de humor que no resta seriedad a sus exposiciones, pues se trata de una recopilación de discursos, entrevistas y reflexiones en las que reitera su posición de que el terrícola tendrá  que encontrar una manera de sobrevivir fuera de esta aldea planetaria en el próximo milenio, habida cuenta las señales de alerta del deterior medio ambiental y el cambio climático.

Stephen Hawking sufría la incurable Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) que lo mantenía postrado en un silla de ruedas y prácticamente inmovilizado, lo que no frenó sus ansias de superación y conocimiento, cualidades personales que lo condujeron a desarrollar  una exitosa carrera que incluye  sus teorías  sobre el origen del universo o los agujeros negros o se ocupó de temas más populares como los viajes en el tiempo o extraterrestres.

Hawking se convirtió en una figura muy popular de la ciencia. Su libro “Breve historia del tiempo: del Big Bang a los agujeros negros” se convirtió en un bestseller, resalta la agencia alemana de noticias.

Sobre el origen del Universo

La revista “Journal Of High Energy Physics” del Reino Unido, igualmente ha ganado notoriedad en estos días tras la publicación de la última teoría científica de Hawking sobre el origen del Universo, desarrollada  durante veinte años con su colega Thomas Hertog, del Instituto de Física Teórica de Lovaina (Bélgica). Ambos  la presentaron a la publicación para su revisión diez días antes de que el primero falleciera, refieren medios digitales de prensa.

En el referido trabajo el genio de la física plantea que, a partir del Big Bang (el momento de formación del cosmos), el Universo se expandió como un vasto y complejo holograma, de modo que pueden existir otros universos muy similares al nuestro.

Los dos científicos ofrecen además pautas matemáticas para que los astrónomos puedan buscar pruebas sobre la existencia de estos posibles universos paralelos.

La teoría publicada  matiza una hipótesis anterior, propiciada por los estudios del propio Hawking, la cual afirmaba  que, a partir del Big Bang, el Universo se expandió desde un punto minúsculo en un proceso conocido como inflación, creando infinitos universos -o “mutiversos”- que podían ser muy distintos al nuestro.

Esta formulación, derivada de las investigaciones de Hawking con su colega estadounidense James Hartle en la década de 1980, planteaba el problema de que, si existen infinitos universos con infinitas variaciones en sus leyes físicas, no hay manera de predecir en qué Universo nos encontramos.

Aunque se trata de asuntos de gran complejidad intelectual, la ciencia ficción, a través del cine y la literatura, ha abordado variantes de las teorías de Hawking, al igual que lo ha hecho con las del físico Albert Einstein, otro ser humano del que algunos dudan haya nacido en el planeta Tierra.

(TVY)(Con informaciones de agencias, sitios especializados en Internet y archivos del autor)

Acerca de TVYumuri

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top